Esperaba desde hace un par de semanas el release de Fedora 20. Hoy ha salido esta nueva versión de Fedora Linux, con algunas nuevas caracteristicas, actualizaciones en nivel del kernel, systemd y la larga lista de actualizaciones de los entornos de escritorio populares (KDE, Gnome, LXDE, etc) y algun par de nuevas sorpresas (Cinnamon, Mate).

Una larga lista de nuevas, y hasta cierto punto esperadas, características llegan a este nuevo Fedora “Heisenbug” a la breaking bad, dedicado a Seth Vidal, desarrollador líder de yum y muerto tragicamente este año en un accidente en su bicicleta, mas detalles se pueden consultar aquí.

Pero la verdad, llegado el momento no lo quiero instalar.

Y no por que fedora sea bueno o malo, o piense que tengo una distribución de Linux superior, nada de eso. Sino porque llegue a esa parte en que me cansa en demasía el llamado distro hopping.

Segun Jim Linch, un distro hopper es:

“A distrohopper is someone that keeps switching from one Linux distribution to another, not with the intention to just test a certain Linux distribution, but with the illusion to find the perfect Linux distribution that suits all his/her needs and to install that as his/her main Operating System. Of course that distro does not exist”.

Así básicamente un distro hopper es alguien que brinca entre distribuciones de GNU/Linux en búsqueda del sistema perfecto. O por aburrimiento agregaría yo.

llevo años usando Linux, y tal vez por eso encuentro extremadamente aburrido el proceso de instalación y configuración de una distribución por ninguna aparente razón mas que probar el nuevo sabor de la semana en distrowatch. Básicamente un proceso de instalación se puede dividir en:

  • Inicio -> Particonamiento/Formateo/Montaje -> Seleccion de paquetes/Descarga si es necesario -> Instalacion -> configuracion.

La instalación puede ser gráfica, en consola, detallada, muy general, con paquetes pre compilados o paquetes fuente, etcétera. La experiencia de instalar Linux se puede reducir a estos pasos. Después de la instalación se procede a instalar los mismos paquetes que usamos en toda distro/sistema: firefox, plugins, codecs, un buen reproductor de música-vídeo, tal vez un gestor d e descargas o cliente de red social, libreoffice etcétera.

Para mi, se resume en hacer exactamente lo mismo usando otro gestor de paquetes y/o esquema de repositorios, una y otra vez.

Pero el distro hopping no es algo necesariamente malo. No, no lo es, a pesar de mi aburrimiento de esta practica el distro hopping ayuda al usuario aficionado o interesado en Linux a aprender a usar distintos modelos de distribución, varios métodos de instalación, manejo de paquetes y mantenimiento de una distribucion. Como dice el dicho: la practica hace al maestro y todavía creo firmemente que no hay mejor practica que aprender a instalar Gentoo.

Buscar un sistema ideal no es necesariamente un sueño utópico. la verdad es que no hay sistema ideal, pero lo que puede haber es comodidad con el sistema actual. Se puede aprender a manejar y administrar una instalación de Linux a tal grado que sus posibles problemas no se ven tan graves o se pueden encontrar ventajas que puedan cubrir sus posibles carencias, se puede eliminar el aburrimiento Linuxero aprendiendo el hecho de que Linux es un sistema para usarse, no solo para configurarse y dejarse bonito.

crashtestdummy_1293127881

Que si hay una nueva distro? para eso hay maquinas virtuales o (si se puede) computadoras extra, para probar. Aparte, los nuevos sistemas no ofrecen un cambio sustancial mas allá de las nuevas versiones de software de uso diario que tal vez ya estés utilizando. En este caso: de que me sirve instalar Fedora si ya tengo KDE en su ultima versión ejecutando? si ya uso la ultima versión de Firefox, VLC, ktorrent y demás en mi actual sistema? que ventaja me ofrece como usuario?

A menos que la susodicha nueva versión tuviera alguna característica para mi especifico interés (algún stack de desarrollo pre instalado, soporte para OpenStack o algún cloud service para hacer deploys mas fáciles), o tuviera características propias de la distro e irrepetibles en otras distros (como el caso especifico de algunas características de Ubuntu, Unity) difícilmente como usuario de Linux podría encontrar algo que me hiciera reformatear mi equipo de diversión y reinstalarlo para lograr exactamente lo mismo.

Creo que es parte mi trabajo de sysadmin o algún tipo de “madurez linuxera”, pero para mi el reinstalar dejo de ser divertido hace mucho tiempo. Suerte para los amigos de Fedora.